ENFOQUE INTEGRATIVO PARA
RECUPERAR EL EQUILIBRIO DIGESTIVO Y MEJORAR LA ALIMENTACIÓN

El Enfoque Integrativo que utilizo, tanto en el PROCESO DE RECUPERACIÓN DEL EQUILIBRIO DIGESTIVO, como en el PROCESO DE MEJORA DE LA ALIMENTACIÓN, tiene como primer peldaño, la escucha activa. Todo lo que la persona me cuenta y todos los datos que me proporciona son importantes. En base a esta información, reviso los bloqueos de forma integrativa, trabajando los distintos niveles (nutricionales, estructurales, emocionales y energéticos) de forma personalizada e individualizada

La prueba o test muscular es la herramienta que utilizo para saber qué revisar y qué técnica correctora utilizar. Estas pruebas musculares están basados en Neurología funcional (Reflexokinesia®).

Así pues, mi filosofía en ambos procesos es la de acompañar y apoyar a las personas, comprometidas con su salud, que llegan a mi consulta.

Escucha activa para del método integral


ESCUCHA ACTIVA

El primer paso en mi Enfoque Integrativo es escuchar lo que la persona me cuenta. Esto es, síntomas y desde cuándo le ocurre; cómo se siente; qalimentación lleva;  cómo son sus digestiones; cuáles son su principales hábitos; qué medicamentos y/o suplementos nutricionales toma; qué enfermedades ha tenido; traumatismoscirugías; cómo duerme; si está cansada; qué tipo de ejercicio hace, etc.

Para mí, esto es fundamental y cualquier detalle es importante.

A lo largo de las siguientes visitas, iré revisando la evolución, contrastándolo con la información recopilada y con las sensaciones de la persona.

Factores en el método integral


REVISIÓN DE LOS posibles BLOQUEOS

En base a los datos recopilados, el siguiente paso en mi Enfoque Integrativo es comenzar a trabajar los bloqueos. Voy de lo más sistémico para ir, posteriormente, a lo más local, y siempre teniendo en cuenta las posibles relaciones entre los diferentes sistemas. Todo este trabajo es abordado a lo largo de diferentes sesiones y siempre está adaptado a cada persona. 

Se busca qué es lo mejor y más apropiado para la persona en ese momento y a todos los niveles: Nutricional/Bioquímico, Estructural, Emocional y Energético.

Algunos de los elementos que se revisan son:

  • Alimentos más relevantes que ingiere, con el objetivo de detectar y aliviar posibles adicciones, alergias, intolerancias, sensibilidades alimentarias
  • Posible toxicidad en el hígado, manejo de la glucosa
  • Posibles disfunciones en la ATM/piezas dentales, en los huesos y suturas del cráneo
  • Posibles bloqueos en la columna
  • Sistema Gastrointestinal, Endocrino
  • etc.
Prueba muscular en método integral


LA PRUEBA MUSCULAR:  UNA GRAN HERRAMIENTA

La revisión de todos estos bloqueos la hago a través de PRUEBAS o TESTs MUSCULARES, que son la esencia de la REFLEXOKINESIA® o Kinesiología basada en Neurología funcional (https://www.reflexokinesia.com)

Estas pruebas consisten en provocar al Sistema Nervioso con un pequeño estímulo estresor. Si no es capaz de adaptarse, el propio Sistema Nervioso enviará una señal que se reflejará en el músculo, debilitándose. Este estímulo estresor puede ser un alimento, una provocación a una vértebra, un pequeño masaje, etc.

Esto permite establecer una COMUNICACIÓN MUY DIRECTA con el organismo humano, y así conocer el tipo de recurso que va a devolver el tono correcto al músculo.

Al devolver el tono correcto al músculo, se estará facilitando la liberación de un bloqueo en esa persona, haciendo que su Sistema Nervioso consiga adaptarse ante ese estrés.

Para más información puedes ver estos dos vídeos:  

Técnicas correctores en el método integral

APLICACIÓN DE LA TÉCNICA CORRECTORA MÁS APROPIADA

NO SÓLO SE COMPRUEBA, sino que se APLICA LA TÉCNICA CORRECTORA MÁS APROPIADA para cada persona en ese momento.

Hay diferentes tipos de técnicas correctoras, procedentes de la Medicina Tradicional China, la Medicina Ayurvédica, la Naturopatía, la Reflexología, de la Neurología funcional.

  • Manuales: ajustes en la estructura, activación de puntos de acupuntura, activación de puntos linfáticos/vasculares, etc.
  • Pautas de alimentación personalizadas con recomendaciones nutricionales a medida
  • Fitoterapia 
  • Suplementación de micronutrientes (vitaminas, minerales)
  • Suplementación ortomolecular
  • Ejercicio 
  • Práctica de estímulos naturales